30 ago. 2009

__ CARTAS QUE NUNCA LEERÁS (IV) __


Hoy estaba pensando en las cosas que me estoy perdiendo, las cosas que nunca tendré.

A ti, nunca te tendré a ti, a tu sonrisa para mí, a tus ojos mirándome, a tus labios pronunciando mi nombre en silencio, a tus pensamientos perteneciéndome, a tus problemas rodeándome, a tus alegrías complementando las mías, a tus tristezas sumándose a las mías…
Nunca podré mirarte mientras duermes, hasta caer dormida a tu lado, feliz de estar ahí, rodeada de ti. No sabré qué cara pones al enfadarte, ni cómo es el tacto de tu pelo, ni cómo suena tu risa. Tampoco podré decirte cada mañana tantas cosas que diría… Ni desearte unos apacibles sueños al oído cada noche.
Nunca sabré cómo respiras, ni cómo se escribe la tristeza en tu rostro. Tampoco veré el mundo con tus ojos mientras me hablas, ni sentiré la alegría de verte entrar y poder hablar contigo del día, de cualquier tontería, de las cosas más importantes…